TRAS LA PISTA

on

ANTE EVIDENTE ABANDONO de la prevención del delito por parte de la Policía, lamentablemente Cajeme está sumido en un horrible bache de inseguridad y de violentos acontecimientos que no parecen tener fin, mientras que los altos mandos de la Policía Preventiva y Tránsito Municipal no se les ve por ningún lado y conste que esto no es de ahora sino desde el mismo inicio de su encomienda. Su presencia en el edificio de las calles Jalisco y 300 ha sido un verdadero fracaso y casi por nada aparece Cajeme en el ranking nacional como una de las ciudades más violentas del país. Es una verdad ineludible, duele pero es una triste realidad, pero lo más grave de esto que no se ha hecho absolutamente nada por remediarlo. Por el contrario la situación de inseguridad cada vez es mayor en todos los órdenes… NO SÓLO los homicidios han regresado a las calles de la ciudad sino al Valle del Yaqui y canales. Muestra de ello es lo que se vivió el pasado sábado con tres asesinatos y dos ‘levantones’, mientras que los jefes policiacos se dedican sólo a defender a quienes podrían estar coludidos no únicamente con el hampa sino con la delincuencia organizada y solapan todo, y los que no de plano se queda rumiando. Si se trata de pruebas, éstas sobran en todos los contextos, pero que no quieran ver la realidad de las cosas y contrario a ello dediquen más tiempo en buscar la forma desvirtuar los señalamientos, con todo respeto pero qué jodidos están… OJALÁ TUVIERAN una poquita de dignidad, en serio, tan siquiera la mínima y dejaran sus cargos a quienes en realidad tienen más convicción, policías de carrera una palabra empeñada y sobre todo que les duela lo que le sucede a nuestro municipio. Es tiempo que vayan pensando que su sola presencia ha hecho más daño a la sociedad y ¿saben por qué?, sencillamente porque no trabajan y los tiempos no están para estar sosteniendo a personas ineptas y negligentes que por su causa el municipio cada vez es más violento, tanto con crímenes como robos que se cometen en tiendas de conveniencias, farmacias, repartidores, transeúntes y hasta supermercados en el colmo de todas las adversidades… HAY QUE DECIRLO que del domingo de la semana anterior al sábado que acaba de transcurrir se cometieron diez homicidios dolosos que se han registrado en este mes de marzo. Muchas de las ejecuciones se cometieron a plena luz del día y por ahí se vio a los comandantes de la Policía Estatal de Seguridad Pública (PESP) y de la Agencia Ministerial de Investigación Criminal (AMIC), Francisco Alan Tapia Medina y Rafael Sandoval Vega, pero por ningún lugar se observó a Gutiérrez y mucho menos a Lachica. La pregunta obligada es: ¿Qué hacen? ¿A qué se dedican? en realidad, esto por aquello de que no se les ve por ninguno de esos eventos. Ni de día, mucho menos de noche. Ni en la ciudad y tampoco en el Valle del Yaqui. Dicen que han dado de resultados. Bueno fuera que se dijera en qué, porque una cosa sí es muy evidente y hay que volverla a señalar; existe un abandono total de la prevención del delito en todas las colonias y barrios del municipio, así como en las comunidades rurales, los hechos delictivos son tan tangibles e ineludibles que hasta resultan indefensibles. Se han cometido 10 asesinatos en menos de una semana y a los titulares de la seguridad pública en Cajeme no se les vio en ninguno de los hechos delictivos y no lo dice el reportero sino la misma sociedad que se encuentra hastiada con tanto derramamiento de sangre y hurtos, tanto en sus hogares como en la vía pública… DE PILÓN, ayer en la mañana quedó al descubierto otro millonario atraco en un supermercado Aurrera, al igual que la madrugada del pasado lunes 22 de enero por rumbos de la calle 200 entre Kino y Justo Sierra, en el fraccionamiento Las Brisas. El segundo asalto se consumó la madrugada de ayer en la Bodega Aurrera de la calle Norman E. Borlaug y Vicente Suárez. Otra vez hubo presencia de los agentes de las distintas corporaciones y tampoco acudieron ‘los jefes’ enviaron a ‘uno de confianza’, Fernando Valdez Munguía, quien es comandante de la USSI Sur, a quien se le observó de civil, cuando debió andar uniformado. ¿Qué opinarán de todo esto los regidores? Por supuesto que el cuestionamiento va a dirigido a Sandra Luz Montes de Oca, Joaquín Armendáriz Bórquez y Vidal Martínez Enríquez, quienes han dado muestra de que sí les interesa lo que sucede en nuestra ciudad y el valle, al demostrarlo alzando la voz, porque quien funge como presidente de la Comisión de Seguridad Pública, Abraham Ramírez Barrón, va a responder, de acuerdo a su miopía que todo está excelentemente bien y que el trabajo de los jefes policiacos ha sido el mejor, cuando Cajeme está envuelto en ejecuciones, ‘levantones’ y robos de todo tipo y aun así tienen la desfachatez de quejarse de que se está manchando la imagen de la corporación, sin que su materia gris les alcance a reconocer que esa estigma se la han impuesto ellos por su falta de responsabilidad de cumplir la tarea que se les confirió… RESPECTO a este atraco, según opiniones ciudadanas sustraídas de las redes sociales todo apunta a que podría tratarse de otro golpe más de la llamada ‘Banda de Policías’, en complicidad con sujetos como un boquetero y experto en el manejo de cajas fuertes como lo es un ‘Carreño’ que aquí mismo ha sido denunciado una y otra vez. Ahora se sabe por vecinos de él, que algunos agentes que se la viven en la planta alta del edificio, esos que entran y salen de la Jefatura de Policía, esos a los que le dieron inmerecidos ascensos acuden a visitarlo a su domicilio ubicado en la colonia Libertad. Incluso hay versiones que en días pasados el mismo delincuente anunció que estaba ‘preparando’ un buen ‘jale’, así que es momento que las autoridades investigadoras comiencen por requerir a sus cómplices, sí, a esos de ‘la banda de los policías’, porque seguramente que él ya no está aquí. 

Noticias Relacionadas

Enva tus comentarios