Francisco Romero / MO

Varias cámaras fotográficas fueron sustraídas por sujetos desconocidos de un establecimiento comercial ubicado en el centro de la ciudad.

El cuantioso robo quedó al descubierto cerca de la medianoche del martes por la calle Hidalgo entre Sonora y callejón Colombia.

Marco Antonio E. B., propietario del establecimiento denominado Fotomax, alrededor de las 23:15 horas encontró el local abierto.

Asimismo, destruido sobre el suelo estaba el candado con el que aseguraba la cadena de la puerta principal.

Al ingresar observa que los delincuentes habían causado destrozos en el lugar y habían sustraído el cableado eléctrico.

Tras inspeccionar el sitio, se percata que le hacía falta varias cámaras fotográficas:

Una de la marca Sony AX334K, color negro; otra de la marca Nikon modelo D7200 negra, además de dos más también de la marca Nikon modelo D3100, ambas de color negro.

Por tal motivo dio parte a las autoridades, acudiendo elementos municipales, quienes tomaron nota de los hechos y orientaron al afectado para que interpusiera la correspondiente denuncia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: