Una coalición de organizaciones de la frontera de California consiguió que el Gobierno de Estados Unidos dejara pasar a cientos de migrantes que han esperado oportunidad para solicitar asilo en albergues de Tijuana, informó la organización Border Angels.

La directora ejecutiva del grupo, Dulce García, dijo que unos 300 migrantes de albergues que apoya su organización en Tijuana han cruzado hasta el momento la frontera.

Subrayó que a principios de abril, su organización sostuvo un encuentro virtual con los directores de 17 albergues, en su mayoría de Tijuana, para preguntarles qué es lo que querían que ella informara al Departamento de Seguridad Nacional (DHS).

Mencionando que todos los directores dijeron que querían que se reabriera el proceso de asilo. “El 18 de abril, cuando Border Angels se reunió con funcionarios de DHS, ellos aceptaron. Nos dieron la oportunidad de cruzar algunos solicitantes de asilo cada día, una noticia que llenó de alegría a los directores del albergue”, dijo García.

Entonces se reactivó una agrupación que en 2001 había conseguido que cruzaran con libertad condicional humanitaria cerca de un millar de migrantes, la Alianza Humanitaria El Chaparral.

Con esta colaboración de alianza humanitaria han presentado a la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP) más de 300 personas, dijo García.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: