Estamos totalmente de acuerdo en que el presidente de la República, haya anunciado que legalizará los millones de autos de los llamados ‘chocolates’ que circulan por todo el país, toda vez que con ello se beneficiará a igual número familias de escasos recursos, en su mayoría, no en todos los casos hacemos la pertinente aclaración. Aquí destaca la importancia de dos cosas: La primera, es que se van a legalizar los autos, que en la mayoría de los casos, benefician a familias pobres que usan el vehículo como única herramienta de trabajo para llevar al hogar el sustento diario. Y la segunda, es que una vez culminada la legalización, es de vital importancia que el gobierno federal se ponga duro en las aduanas para evitar el paso de más autos de procedencia extranjera, sin pagar los impuestos de importación correspondientes. Y es que en realidad en lo que llevábamos con esto de carros ‘chocolates’ desde que tenemos uso de razón, este ha sido un cuento de nunca acabar y la mina de oro de muchos líderes vivales que solo prometen y prometen legalización para afiliar los autos a sus organizaciones y estar ordeñando dinero a los que dicen ser dueños de los automotores. Pero además se convierte en un negocio muy redituable para los aduanales corruptos que laboran en las garitas donde por unos cuantos pesos o dólares, dejan pasar hasta una limusina. Y todo esto con el paso del tiempo se ha convertido en un problema social, porque por un lado para las familias pobres el auto es fundamental para conseguir el pan de cada día, pero el día que se los quita la policía fiscal o cualquier otra corporación, sufren un descalabro económico. Pero por el otro, infinidad de delincuentes los usan para cometer sus fechorías al fin que al carecer de registros oficiales como placas y tarjetas de circulación, nadie sabe de quién es. Y a eso agréguele que la entrada de ese tipo de autos, se convierte en una competencia desleal para los vendedores de autos mexicanos usados, que tienen sus empresas establecidas, incluyendo las agencias de autos nuevos y que pagan todo tipo de impuestos y obligaciones fiscales, en tanto los dueños de vehículos ‘chuecos’ no pagan nada y andan muy campantes por las calles como si trajeran un carro legalizado. Es más, ha sido tanta la impunidad de la que han gozado los posesionarios de este de carros, que sin exagerar, hay personas que poseen un carro mexicano, que van y lo afilian a una organización de las llamadas Pafas, para que ningún agente de policía ni de tránsito los pueda multar, así de ese tamaño y no es mentira. Así que repetimos, estamos de acuerdo con la legalización que anunció AMLO, pero que ordene un verdadero combate a la corrupción en las aduanas, no como el combate simulado que hemos conocido hasta el momento, en todos los ámbitos, aun cuando fue una de las principales banderas de su campaña política y hoy a tres años de su gobierno, se traduce en uno de sus mayores fracasos. Ojalá que se saque la espina antes de dejar este Gobierno, por el bien de los mexicanos, porque de lo contrario, esta falla se le acumulará con muchas otras, como el nulo combate al crimen organizado, donde se cuentan 90 mil muertes violentas en lo que va de su sexenio; el pésimo manejo de la pandemia del Covid, donde han muerto más de 500 mil personas, entre las que fallecieron directamente por la pandemia y las colaterales; aunado al mal manejo de la economía del país, donde aquellos crecimientos del 6 por ciento que nos prometió y que nos hizo soñar, pero sobre todo votar por él, quedaron en puros dichos. Y finalmente si todo lo anterior se acumula, con la mentira del tamaño del mundo de bajar el precio de la gasolina a diez pesos, cuyo video todavía gravita en las redes sociales, entonces que no esté tan confiado López Obrador, que en el 2024 su partido Morena, retendrá la presidencia de la república, toda vez que la gente ya está harta de tanta simulación, de tanta mentira, de tanta falsedad y podrían darle la sorpresa. Y más si la oposición compuesta por los partidos PRI, PAN Y PRD, que conforman la alianza ‘Va por México’, logran sacar un candidato en común, que se agarre fuerte el hijo pródigo de Tabasco, porque bien lo pueden sacar de palacio nacional. O por qué cree usted que es el afán de quemar a como dé lugar a RICARDO ANAYA CORTÉS, pretendiendo empapelarlo con los puros dichos de EMILIO LOZOYA AUSTIN, el hijo consentido de don ALEJANDRO GERTZ MANERO, fiscal General de la república, a quien le ha dado todo tipo de facilidades y chipiloneadas, no le hace que haya pruebas de que se quedó con los 10 millones de dólares que le entregaron directivos de la empresa Odebrech. Y por las mismas razones, es que AMLO le coquetea tanto a los legisladores priistas que encabeza como dirigente de ese partido ALEJANDRO MORENO CÁRDENAS y como coordinador de la bancada de San Lázaro RUBÉN MOREIRA VALDEZ, porque con el pretexto de echárselos a la bolsa para que voten a favor de la reforma eléctrica, con ese pretexto los regentea para que hagan equipo con Morena para lo que viene en el 2024, con lo que quedarían puntualmente integrado el llamado PRIMOR. Sin duda, es un tema que carga desesperado a AMLO y viendo para donde reparte cariño y para donde lanza golpes, porque sabe perfectamente que en el 2024, aún con todo el dinero que ha repartido con sus programas sociales, muchos de ellos fracasados, por cierto, no la tiene tan segura, porque hay millones de mexicanos que ya abrieron los ojos, y no le tiene el mismo cariño, la estima, ni la fe de cuando empezó su sexenio. Y las pruebas de lo anterior las encontramos en los últimos eventos a los que ha asistido a lo largo y ancho del país, donde la gente ya le grita hasta de lo que se va a morir o le bloquean el carro, le cierran los accesos a donde va a encabezar eventos. Cosa que un año antes no sucedía y era precisamente porque con su habilidad para echar mentiras, cargaban enredada a mucha gente, que ya se está dando cuenta que AMLO por un lado carga con un costal de bonitas promesas con las que despierta grandes expectativas enredando a la gente, pero por el otro ya no se podrá despojar del costal de mentiras con la que ha venido engañando a millones de mexicanos, que a decir verdad ya empezaron a abrir los ojos, dándose cuenta del verdadero AMLO por el que votaron.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: