En Estados Unidos se dio a conocer que en el Centro Correccional para Mujeres Edna Mahan, que se encuentra en Burlinton, fue separada una reclusa  transgénero y enviada a una nueva instalación, ya que Demi Minor, de 27 años, embarazó a dos mujeres.

Minor está cumpliendo una sentencia de 30 años por homicidio involuntario y es elegible para la libertad condicional en 2037. Ahora, la noticia del cambio se da casi tres meses después de que se publicara que la reclusa transgénero embarazó a dos mujeres durante “relaciones sexuales consensuadas”.

La mayoría de los reclusos transgénero en los Estados Unidos están alojados en prisiones de acuerdo con su género asignado al nacer y a menudo son sometidos a violencia y acoso.

“Me he visto bajo ataque de jóvenes presos, quienes son inmaduros e ignorantes hacia mí”, escribió Minor.

Agregó también que en la correccional a la que llegó “por 30 minutos fue llamada constantemente por el pronombre él”. También alegó que ha sido golpeada.

El Departamento de Corrección dijo que no puede comentar sobre investigaciones en curso y repitió que “tienen cero tolerancia contra el abuso. La seguridad y cuidado de la población encarcelada y del staff son de crítica importancia”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: