Martín Mendoza / MO

Envuelto en un cobertor y presuntamente descuartizado a machetazos fue hallado el cadáver de un hombre no identificado, en la puerta de una casa abandonada, en la colonia Benito Juárez.

El occiso se localizó poco antes de las 7:30 de la mañana de este miércoles, en calle Obregón entre Ejido y Revolución.

Era de complexión robusta, tez morena clara, pelo corto entrecano. Su edad fluctuaba entre los 50 y 55 años.

Vestía shorts azules de mezclilla, dorso desnudo y calzaba tenis de color negro.

De acuerdo a las primeras investigaciones policiacas, se conoció que el hombre fue asesinado en el interior de una casa abandonada.

Se trata de un inmueble de los llamados “yongos”, donde se refugian adictos a drogarse.

No descartan que en el interior les hayan dado muerte a machetazos degollandolo y provocándole impresionantes heridas.

Luego de esto lo dejaron en la puerta principal de la vivienda parcialmente cubierto con un cobertor de color azul cielo con manchas blancas.

Se convirtió en el ejecutado número 34 del mes julio y en el tercero de este miércoles.

Peritos de la fiscalía estatal, se hicieron cargo de las diligencias legales del caso. Procesaron el área del homicidio y levantaron todos los indicios que había alrededor.

Los restos mortales fueron llevados a las instalaciones del Servicio Médico Forense (Semefo) donde quedó a disposición de legistas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: