El exprocurador general de la República, Jesús Murillo Karam, encarcelado por el caso Ayotzinapa, fue trasladado este jueves del Reclusorio Norte al Hospital Balbuena, para una revisión médica, informaron autoridades federales.

A bordo de una ambulancia de la Secretaría de Salud del Gobierno de la Ciudad de México, personal penitenciario trasladó al exfuncionario federal quien portaba el uniforme color beige de procesado, una gorra del mismo color y un chaleco antibalas color negro.

Según sus abogados, Murillo Karam padece hipertensión, enfermedad obstructiva crónica por tabaquismo y otros padecimientos, por lo que solicitaron al juez de la causa que el exfiscal llevara su proceso en prisión domiciliaria, lo que fue negado por riesgo de fuga.

En agosto pasado, un juez de Control del Reclusorio Norte vinculó a proceso al también exsecretario de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano por los delitos de desaparición forzada, tortura y contra la administración de la justicia en el caso de los 43 normalistas desaparecidos de Ayotzinapa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: