La NASA informó que “la misión #Artemis I a la Luna ha sido pospuesta. Los equipos intentaron solucionar un problema relacionado con una fuga en el hardware que transfiere combustible al cohete, pero no tuvieron éxito.
 
“Únase a los líderes de la NASA más tarde hoy para una conferencia de prensa”, indicó la agencia en Twitter.

Los últimos preparativos del nuevo cohete lunar de la NASA se retrasaron más temprano el sábado por una fuga de combustible detectada pocas horas antes del despegue que para entonces seguía en pie.

Antes de las 06H00 hora local, la directora de lanzamiento, Charlie Blackwell-Thompson, dio el visto bueno para comenzar a llenar los tanques del cohete con su combustible criogénico: en total, unos 3 millones de litros de hidrógeno y oxígeno líquidos ultrafríos.

Más de una hora después, se detectó una fuga al pie del cohete, en la tubería por la que el hidrógeno fluye hacia el depósito. El flujo se detuvo mientras los equipos buscaban una solución. La NASA no indicó inmediatamente cómo este problema podría afectar al tiempo de lanzamiento.

El lunes, un primer intento fue cancelado a último momento por problemas técnicos, especialmente con la refrigeración de los motores.

Con esta misión, la NASA pretende renovar su compromiso con la exploración humana lejana, ya que la Luna está mil veces más lejos que la Estación Espacial Internacional.

La NASA busca ahora establecer allí una presencia humana duradera, con el fin de convertirla en un trampolín para un viaje a Marte.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: