Al seguir la ola de crímenes en Cajeme, la tarde de este lunes, se localizaron los cuerpos sin vida de una menor y otra mujer que era su pareja, enterradas en el traspatio de una casa abandonada.
El atroz doble asesinato quedó al descubierto alrededor de las 15:40 horas de este lunes, en calle La Misión entre San Merino y Torrance.
La víctima número 24 del mes de septiembre fue identificada como Diana Nataly C. G., contaba con 15 años y vivía en ese mismo sector del oriente de Ciudad Obregón.
Mientras que a su pareja solo la identificaron con el mote de “La Tota”, misma que contaba con aproximadamente 30 años.
Inicialmente se dijo que dentro de la vivienda en cuyo traspatio fueron halladas sin vida, había manchas de sangre.
Sin embargo, esa versión fue desechada por elementos de la Policía Municipal que arribaron después que la Policía Estatal de Seguridad Pública llegó inicialmente al inmueble.
Se conoció que en el fondo de la fosa clandestina, se encontró inicialmente el cadáver de “La Tota”, junto con un casquillo percutido de arma de fuego, tipo pistola.
Y sobre ella quedó el cadáver de la menor que, al parecer fue asfixiada por los victimarios de la primera de las féminas.
La adolescente que fue descrita de complexión delgada, tez morena clara. Vestía shorts de licra anaranjado, un top negro y tenía la cabeza envuelta con un pañuelo negro con blanco.
Fue su abuela Alma Rosa U. P., de 52 años, la que se encargó de identificarla.
Dijo que ambas tenían problemas de adicción a las drogas. Incluso trascendió que la primera era presunta narcomenudista.
Trascendió de manera extraoficial que en dos ocasiones ya habían tratado de privarla de la vida mediante ataques armados.
Está última se convirtió en la ejecutada número 25 de septiembre.
Ambos cadáveres fueron extraídos por personal de Servicios Periciales de la Fiscalía General de Justicia del Estado.
Se les trasladó a las instalaciones del Servicio Médico Forense (Semefo) para la necropsia de ley.
Esto, mientras que el lugar era resguardado por personal militar del 85 Batallón de Infantería y de la Policía Municipal.
Las diligencias indagatorias quedaron a cargo de oficiales de la Agencia Ministerial de Investigación Criminal (AMIC).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: