TEXAS. Una persona murió y varias están desaparecidas después de que potentes tornados azotaran los estados de Oklahoma, Texas y Arkansas, en el sur de Estados Unidos, dijeron el sábado autoridades locales.

Las tormentas comenzaron el viernes por la tarde y se extendieron a través del condado de McCurtain, ubicado en la parte sureste de Oklahoma y lindero con Texas y Arkansas.

El gobernador de Oklahoma, Kevin Stitt, reportó en Twitter una única víctima mortal por el momento: un hombre de 90 años.

En el norte de Texas fronterizo con Oklahoma, unas 50 casas resultaron dañadas o destruidas, dijo la oficina del sheriff del condado de Lamar.

“Diez personas fueron tratadas tratadas en el Centro Médico Regional Paris, dos en estado crítico pero estables”, informó en Facebook. “No hay víctimas mortales en este momento”.

La situación de desastre fue declarada en el condado de Lamar, donde según funcionarios locales se registraron bastantes daños.

El gobernador de Oklahoma dijo que equipos de búsqueda y rescate, al igual que generadores de energía, fueron enviados al área de Idabel, una localidad de unos 7 mil habitantes en el sureste de Oklahoma.

“Las tormentas golpearon los condados de Bryan, Choctaw y Le Flore, entre otros. Hubo inundaciones repentinas adicionales en algunas áreas”, agregó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: