Esta noche, el presidente Andrés Manuel López Obrador asistió al funeral de Celeste Batel, esposa del ingeniero Cuauhtémoc Cárdenas, que se lleva a cabo en el Panteón Frances, en la Ciudad de México.

El Ejecutivo federal estuvo en el lugar por alrededor de media hora y se retiró.

Esta tarde, tras conocerse el fallecimiento de Celeste Batel, el Mandatario federal lamentó el hecho y calificó a la madre de Lázaro Cárdenas Batel, jefe de asesores de Presidencia, como una mujer sencilla, comprometida y solidaria.

“Lamento muchísimo el fallecimiento de la señora Celeste Batel, mujer sencilla, comprometida y solidaria. Abrazo fuerte a su esposo, el ingeniero Cárdenas y a los hijos Lázaro, Cuauhtémoc y Camila”, escribió en su cuenta de Twitter.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: