Para este 2021, la producción de camarón cerrará en 227 mil toneladas métricas (TM), aproximadamente, con un crecimiento del 3.7 por ciento, donde, del volumen total, el 22 por ciento corresponde a producto capturado en las bahías de México y el 78 por ciento en granjas acuícolas, refiere la Comisión Nacional de Acuacultura y Pesca (Conapesca).

Cabe señalar que Sinaloa es el principal productor de camarón de cultivo, con una participación de 40.3 por ciento, seguido de Sonora con 39.7 por ciento y Nayarit con 7.5 por ciento. Las buenas prácticas en el manejo de esta especie han permitido lograr una explotación a un nivel de sostenibilidad máximo en su mayor parte, sobre todo en la zona del Pacífico.

Por su parte, los fabricantes de alimento balanceado para especies acuícolas juegan un papel relevante al proveer un producto que garantiza la calidad, seguridad e inocuidad de la proteína animal, consideró Marcelo Costero, presidente de Grupo Acuícola del Consejo Nacional de Fabricantes de Alimentos Balanceados y de la Nutrición Animal, AC (Conafab). “El alimento balanceado es importante, ya que representa 65 por ciento del costo de producción del camarón y demás especies acuícolas”.

Agregó que el país tiene gran potencial para el cultivo industrial de especies marinas y, en este sentido, la solidez de la industria de la nutrición animal, siendo México el quinto productor mundial de alimento balanceado, ha permitido la consolidación de la acuicultura de un número muy variado de especies, como camarón, tilapia, trucha, lobina, robalo, pargo y totoaba.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: