Luego que Ceci Patricia Flores Armenta, líder del colectivo Madres Buscadoras de Sonora, suplicará a los jefes de los cárteles del narcotráfico en ese estado que les permitan salir a buscar a sus hijos, el  presidente Andrés Manuel López Obrador reconoció que hay lugares donde hay amenazas a estos grupos de búsqueda, pero aseguró que no hay ningún lugar en México en donde él y su gobierno no pueda entrar.

En este sentido y a pregunta expresa, el Ejecutivo federal informó que instruirá a Alejandro Encinas, subsecretario de Derechos Humanos de la Secretaría de Gobernación (Segob) a que se ponga en contacto con las madres para ayudarlas, protegerlas y puedan llegar a cualquier parte a la que necesiten acudir.

En conferencia de prensa matutina, el Mandatario federal señaló que elementos de la Guardia Nacional han brindado estos apoyos en Guanajuato, Chihuahua y otras partes del país.

“Hay lugares donde hay resistencias, y amenazas para las mamás que están buscando a sus hijos y se les acompaña, con la Guardia Nacional. Esto lo hemos hecho en Guanajuato lo hemos hecho en Chihuahua, y en varias partes. Le voy a pedir a Alejandro Encinas que se ponga en comunicación con las señoras de Sonora para ayudarlas, protegerlas, pero nosotros entramos a todos lados, a todo el territorio nacional.

“O sea, no hay ningún lugar en donde no podamos entrar, yo voy a cualquier parte.  Y se requiere una diligencia, o ayudar a familiares de desaparecidos hay una comisión y se le apoya y se llega a cualquier lugar, o sea, que quede claro; Y sí leí la nota de las señoras de Sonora, si estoy enterado y vamos a pedirle a Alejandro que establezca comunicación”.

Este fin de semana, por medio de una videograbación, Ceci Patricia Flores Armenta, líder del colectivo Madres Buscadoras de Sonora hizo una dolorosa suplica a los jefes de los cárteles del narcotráfico para que le permitan salir a buscar a sus hijos.

“Me veo en la necesidad de pedirles a ustedes los jefes de los cárteles en Sonora: (José Crispín Salazar Zamorano, líder de Los Salazar y presunto operador de Los Chapitos) Salazar y Caro Quintero (líder del Cártel de Caborca) y demás líderes de carteles que no nos maten, que no nos desaparezcan, que no nos amenacen, que nos dejen seguir buscando a nuestros hijos”.

Les explicó que desde hace varios meses se encuentra desplazada de Sonora y bajo el Mecanismo de Protección para los Defensores de Derechos Humanos y Periodistas debido a amenazas.

“Al desplazarme de Sonora me amarraron de pies y de manos; me quitaron la posibilidad de seguir buscando a mis hijos y a los demás desaparecidos. No buscamos culpables, no buscamos justicia, lo único que queremos es traerlos de vuelta a casa. Tenemos la necesidad de traerlos porque buenos o malos; culpables o inocentes, son para nosotros toda nuestra vida, expresó.

“En el camino he encontrado muchísimas madres que sufren la ausencia de sus hijos igual que yo y tenemos la necesidad de seguir luchando. Necesito volver a mi estado, necesito a ver a mi familia, necesito volver a mi casa para buscar a mi hijo y a todos los desaparecidos”.

“Por favor te lo pedimos, te lo suplico, en el nombre de todas las madres. A ti jefe de cártel, que matas, que desapareces: No nos quites la oportunidad de regresar a nuestro desaparecido, te pedimos nos ayudes a encontrarlos, dejándonos buscarlos; a traerlos a casa sin buscar culpables o sin buscar justicia. Nosotros buscamos paz, la paz que un día se fue con ellos”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: