Como parte de su cuarto informe de gobierno, el presidente Andrés Manuel López Obrador hizo mención de 20 puntos que consideró como “una apretada síntesis” de su mensaje a la nación, entre los que destacó el fin de la corrupción, la reducción de la incidencia delictiva, la estabilidad del peso y otros más.

“Amigas y amigos, les confieso que ahora poseo más aplomo y serenidad que antes. Ha crecido aún más mi amor al pueblo. Creo con racionalidad mística y optimismo que triunfará la cuarta transformación de México y, en lo personal, me siento bien y de buenas. Estoy feliz porque la revolución de las conciencias ha reducido al mínimo el analfabetismo político”, declaró el presidente, luego de exponer los 20 puntos centrales de su informe de gobierno.

Estos son los 20 puntos que destacó al final de su discurso:

  • En México ya no domina la oligarquía, sino que existe un gobierno democrático cuya prioridad son los pobres;
  • La corrupción no sé tolera ni hay impunidad para nadie;
  • Se acabaron los privilegios fiscales;
  • No hay lujos en el gobierno, y los servidores públicos actúan con eficiencia, responsabilidad y honradez. Viven en la justa medianía, cómo lo recomendaba el presidente Benito Juárez;
  • México está recuperando su prestigio en el mundo;
  • El Estado dejó de ser el principal violador de los derechos humanos;
  • El aumento al salario, el reparto de utilidades y los programas para el bienestar se han convertido en nuevos y eficaces medios para la redistribución más justa de la riqueza;
  • Se elevó a rango constitucional la pensión para adultos mayores, el apoyo universal a discapacitados y el otorgamiento de becas a estudiantes de familias pobres;
  • Está por convertirse en realidad el principio de que la educación y la salud no son privilegios, sino derechos del pueblo;
  • Estamos ganando la batalla contra el racismo, el clasismo y la discriminación;
  • Hemos reducido la incidencia delictiva;
  • Son pocas las manifestaciones de protesta. No proliferan las huelgas, ni existe ingobernabilidad;
  • Se garantiza como nunca la libertad de expresión y el derecho a disentir;
  • El gobierno no participa en fraudes electorales;
  • La Fiscalía General de la República y los poderes Legislativo y Judicial actúan con absoluta independencia;
  • El peso no se ha devaluado;
  • Aumentaron las reservas del banco de México en 14%;
  • Existe libertad religiosa y Estado laico;
  • Se está demostrando que la mayor riqueza de México es la honestidad de su pueblo; y,

Ahora, más que nunca, está presente que México es de los países con mayor riqueza cultural en el mundo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: