El presidente Andrés Manuel López Obrador afirmó que analizan al menos dos móviles del asesinato de dos trabajadores de la Comisión Federal de Electricidad (CFE) en Sonora: que fueron confundidos o que fue por acudir a restablecer la energía eléctrica, cortada por grupos criminarles.

“Hay que ver y tener más precisión sobre la hora (que fue de madrugada), esto es lo que lleva a pensar que pudo haber confusión. Ahí hay confrontación de grupos”, dijo en el primer caso.

Reconoció que hay una segunda hipótesis que señala que en el cumplimento de su labor los electricistas fueron a reinstalar la luz en dos poblados, donde se cortó el suministro por parte de estos grupos criminales como una represalia y por enfrentamientos que protagonizan.

Ambos escenarios se analizan, en tanto que el mandatario federal pidió a la población que aporte información

“Desde luego reprobamos estos hechos lamentables”, señaló el Ejecutivo Federal, quien también envió el pésame a los familiares de los trabajadores que perdieron la vida.

El presidente recordó que fueron dos camionetas atacadas, con cuatro trabajadores, de quienes dos perdieron la vida.

“A los trabajadores electricistas un abrazo fraterno, no están solos”, dijo.

Agregó que “estamos recabando toda la información, desde luego buscando las causas. Hay indicios de lo que pudo haber sucedido y pronto, espero, deseo, que se tenga ya una  hipótesis más definida y se castigue a los responsables”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: