Durante un recorrido realizado la Policía Municipal, el viernes 02 de diciembre, asistieron a un llamado de activación de alarma en un cajero de BanCoppel ubicado en las calles Chihuahua y No Reelección.

Al revisar el lugar, los oficiales pudieron percatarse que el sensor de movimiento del cajero, se encontraba desprendido, motivo por el cual se activó la alarma y movilizó a las unidades.

También arribo el gerente del lugar, quien señaló que necesita vigilancia constante, debido a que el cajero quedará abierto al público y no interrumpir su funcionamiento.

Policía Municipal acordó efectuar recorridos de prevención y vigilancia a baja velocidad abordo de sus unidades, para la tranquilidad de los clientes que realizan sus movimientos financieros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: