Óscar Félix

Luego de que por años el abigeato era un delito recurrente, por fin ha disminuido reconoció el presidente de la Asociación Ganadera Local del Valle del Yaqui quien agradeció a los diversos operativos de vigilancia realizados en los ranchos lo que ha provocado una situación de calma para los ganaderos al no verse afectados.

Julio Almada Solís reconoció que en materia de seguridad esto refleja una diversidad de beneficios, ya que la autoridad ha aumentado la vigilancia como nunca.

“Tenemos mucho movimiento de vigilancia por parte de militares y marinos, por lo cual el abigeato ha caído”, agregó.

Hizo ver que en el mes de febrero cuando tomó la presidencia de la ganadería local se encontró con bastantes denuncias y que ponían al sector en una situación preocupante.

“Cuando recién entramos estaba disparado dicho delito sin embargo en el último mes que concluyó no se ha registrado ningún caso”, citó.

Recomendó a los ganaderos a que acudan a la FGJE, sobre todo a la Agencia del Ministerio Público Especializada en Delitos de Abigeato la cual se encuentra a un costado de la Asociación Ganadera local.

Cabe destacar que en el año 2021 las autoridades estatales detectaron 83 casos en al menos 23 de los 72 municipios, donde Cajeme concentró la mayoría de las víctimas al registrar 18 investigaciones, le siguió Navojoa con nueve, posicionando a ambas localidades por segundo año consecutivo como los más afectados por el robo de ganado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: